Miercoles, 25 de Mayo de 2022  
 
 

 
 
 
Opinión

Agencia nacional de habilitación constitucional

Por Cristián Fuentes V.

  • Tuitea
  • Comparte
  • Imprimir

 
Más Noticias
     
  Mayo, mes del patrimonio: ¿Cuándo saldamos esta deuda?
  Delincuencia, también un tema espacial
  ¿Aprobar o rechazar una propuesta de constitución?: faltan 15 semanas
  Zoonosis y una salud
  La violencia sexual
  Debemos mejorar y optimizar condiciones de atención en entidad de salud Municipal
 
 

La Corporación de la Reforma Agraria (CORA) y la Comisión Nacional de Reforma Administrativa (CONARA), son ejemplos de instituciones creadas para acompañar, orientar y fortalecer transformaciones muy importantes realizadas durante el siglo XX en Chile.

A diferencia de las mutaciones ligadas a las organizaciones anteriormente citadas, en la tercera década del siglo XXI nuestro país vivirá cambios de una magnitud mucho mayor, puesto que se trata de la puesta en práctica de una nueva Constitución que redefine el orden político, económico y social, y hasta la cultura tradicional chilena.

Esto requerirá, primero, trabajar de manera permanente con la ciudadanía sobre las reglas del nuevo pacto social y político definidas por la Convención Constitucional y, en paralelo, implementarlas. Las diferentes etapas a transitar se conocen en inglés como “Constitution making” y “Constitution building” (elaboración y construcción constitucional), las cuales van disponiendo un entramado de estructuras, procedimientos y espacios de negociación, que requieren tiempo y perseverancia para completarlos.

Estos nuevos esquemas de poder requieren un proceso de adaptación que durará algunos años. Ello justifica la creación de una agencia estatal autónoma, dotada de una planta funcionaria reducida para atender sus necesidades básicas, ya que el grueso del personal surgiría de proyectos específicos.

Tal instancia no tendría carácter ejecutivo, sino que cumpliría con los objetivos de proveer conocimiento especializado para facilitar la adaptación funcional de los órganos correspondientes, asesorar al Estado sobre las reformas necesarias, sistematizar información y captar cooperación internacional para sostener la reorganización político-administrativa del país.

El cúmulo de desafíos que Chile enfrenta, demanda planificar con eficiencia, armonizar intereses y seleccionar los instrumentos técnicos más adecuados, para cumplir con el mandato que anima el marco constitucional que será sometido al escrutinio del pueblo soberano el próximo 4 de septiembre.


 
 
Twitter Facebook Flickr
 

Mayo, mes del patrimonio: ¿Cuándo saldamos esta deuda?

Delincuencia, también un tema espacial

 
 
 
¿Se debe construir un gran hospital Biprovincial en Aconcagua?.
Si.
No.
Me da lo mismo.
Ver resultados
 
 
 
Diario Electrónico Andes Online® | ©2000-2022 Derechos Reservados.
Miembro de EMR™ Chile - Estadísticas de Medios en Internet - Estadísticas Certificadas
Andes Online is Licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 2.0 Chile License
Prensa | Publicidad | Contacto