Lunes, 15 de Agosto de 2022  
 
 

 
 
 
Cultura y ciencias

Costumbrismo Rural… No estudié pa cura …

Crónicas de pueblo por Sergio Díaz Ramírez, Instagram @amanecerdelgallinero

  • Tuitea
  • Comparte
  • Imprimir

 
Más Noticias
     
  Mes de los gatos: ¿Qué les pasa a los felinos en agosto?
  Andina es la creadora de la bandera de un municipio de la Provincia de Córdoba en Argentina
  Firman convenio para fomentar la historia del Libertador Bernardo O’Higgins
  Municipio de San Esteban retoma las exposiciones de artistas locales en su edificio
  Programa de Bibliotecas Digitales Andina potencia aprendizaje virtual en escuelas del Camino Internacional
  Ya están disponibles las bases para participar en la Fiesta del Guatón Loyola
 
 

Alto, delgado, de lentes y cuidadosamente peinado. Pero para que describimos a Lobito, si medio Aconcagua, lo ubica. Desde El Pimiento, lugar escondido en San Vicente, Calle Larga, aparece Reinaldo Lobos Mora, ese personaje, medio campesino, medio urbano, que se presenta con una filosofía de vida donde reconoce, que “no estudié para cura” y “que nadie ha visto el mañana”. Sin tapujos camina libre y nos hace reflexionar en las múltiples ataduras que cargamos por siempre, y muchas veces nos hace retardar las metas importantes.

Su historia da para muchos capítulos. A pesar que su serenidad podría inducirnos a encontrar una persona seria, los laberintos del camino nos llevan permanentemente a reír de buena manera. Podría ser la experiencia en largas charlas de barra, donde ha encontrado amistades un tanto especiales, los duros trabajos del campo, las pichangas de barrio, las cosechas del Instituto Pascual Baburizza, los tres amores del camino o simplemente su alma transparente, que no esconde lo que normalmente si se hace.

Ligado al campo desde siempre, nos recorre aventuras únicas con sus amigos de infancia. Cómo no recordar a Manuel Vargas, cariñosamente llamado “diente de gallina “. Es de esos apodos imposibles de describir, de desmenuzar, ni siquiera el mencionado logra explicarlo. Un concepto de fantasía que termina por concretarse en su etapa de vida en Argentina. En voz de Lobito resulta de un tono hilarante, la carcajada que produce no necesita explicaciones.

También recuerda mas de alguna vez a Daniel Pulgar alias el “pavo blanco “, con quien recientemente hicieron las paces al sonido de unas chelas, luego de diferencias colegiales, ocurridas hace ya bastantes años. Sus encuentros de barrio tenían un dejo de rencores que finalmente se superaron. Muchas veces pasa eso en la vida, donde no nos damos la oportunidad de conversar, conocernos realmente y aquilatar los cambios que la huella nos ha enseñado.

Si de amigos se trata, en primera fila encontramos a Mauricio Pulgar, el famoso “gato lento“, destacado encargado de las caballerizas de Luksic, en Colina. Su andar cansino, caballerosidad y grata conversación, quizás no comulga con el pícaro del campo y así se ganó su apodo. No solo es su amigo, va más allá, y no le queda grande la palabra compadre, el de conversaciones profundas, mano extendida, lo que se llama contar con la otra persona, no solo en la birra, sino que en la vida.

Nació bajo el rigor de una mano dura campesina, pero su herencia prudente la amalgamó desde el vientre de su madre, doña Paulina, la dama del Pimiento. Sus estudios de técnico agrícola lo llevaron a múltiples quehaceres en el valle y hasta el extremo sur intentó en sus juveniles sueños. Tropillas de compañeros en caminos de contratistas tampoco lograron fructificar. Quizás una ruta impensada fue encontrando en esas temporadas cortas de veranadas, al arrimo de los maestros mejores (Silva, Yánez, Santander, Vásquez, Sepúlveda …), donde conoció los hitos de las posturas de frontera, en el control de ese ganado de cordillera que poéticamente nos participaba Patricio Manns.

Algunos dicen que su perfil no calza con el de funcionario público, que se extrañan de sus 15 años en la institución, pero la verdad muchos sabemos de sus condiciones. Quizás su conocimiento de frontera no se condice con los límites de resoluciones, con la misión y visión, con la mejora continua de las políticas de calidad, mas los recovecos del valle están en su ADN, los agricultores con quien comunicarse pintan en su agenda, su honestidad y confiabilidad vienen de adentro. No siempre los maquillajes externos nos indican el camino.

Lo describimos como medio urbano, pues nos lleva mucha distancia en el saludo cariñoso de fechas importantes, los ramos de flores no se hacen esperar en el día de la mujer, en el cumpleaños de Rosita y tantos otros. Pero también conjuga con las historias del campo, habilidades de horqueta y chuzo, mameluco y guantes, serrucho y poda, cerdos y gallinas, en fin, pala y sombrero como susurraba el gran Gervasio.

El querido don Rene, sin dobleces por la vida, no les hace el quite a las tormentas, no se traga los amagues, se disculpa si es menester y recontra mira por sus dos chicos y dos señoritas. Tiene más capítulos, no nos adentramos en el “pollo castellano “,” zorro “ni “purgante de fierro”. Si lo cruzas en el camino, ahí verás una historia aconcagüina, una mano sincera y un apodo por descubrir.

 


 
 
Twitter Facebook Flickr
 

Edulcorantes, placebos para el cerebro

Ataques de perros: necesidad de acción multidimensional

 
 
 
¿En el plebiscito el próximo 4 de septiembre que opción cree que ganará respecto de la nueva Constitución?
APRUEBO
RECHAZO
Me da lo mismo.
Ver resultados
 
 
 
Diario Electrónico Andes Online® | ©2000-2022 Derechos Reservados.
Miembro de EMR™ Chile - Estadísticas de Medios en Internet - Estadísticas Certificadas
Andes Online is Licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 2.0 Chile License
Prensa | Publicidad | Contacto