Miercoles, 22 de Noviembre de 2017  
 
 

 
 
 
Opinión

Aborto: ¿Dónde quedó la salud pública?

Por: Dr. Miguel Kottow

  • Tuitea
  • Comparte
  • Imprimir

 
Más Noticias
     
  El desafío del nuevo Congreso
  Covergencia
  Nemo patriam quia magna est amat, sed quia sua
  La participación de la comunidad en temas de salud es fundamental
  Más democracia…y mayor democratización del ejercicio del poder
  “Hechos concretos” (parte 2)
 
 

La validación constitucional de la ley sobre interrupción de embarazo en tres causales cierra, por de pronto, el debate que ha sido, en todo momento, más vehemente que coherente. A nadie ha convencido que no tuviese ya posición anclada en la profundidad de sus creencias y emociones. Abundaron lo epítetos carentes de substancia, desde la confusión entre zigoto, embrión y feto, hasta quienes mencionaron el aborto –por definición  referido a embriones o fetos inviables- como tratamiento de eclampsia –que lleva a parto prematuro alrededor de las 34 semanas- o incluso mencionando el aborto pre-parto, lo cual es un expresión carente de sentido; se habló de aborto libre, abortos forzados, homicidio, el zigoto como nasciturus, históricamente entendido como conceptus, y un contundente etc.

Ciertamente, cualquier decisión legal respecto al aborto procurado apaga llamas pero deja brasas al rojo, que siempre vuelven a encender un fuego. Solo muy tangencialmente hubo referencias al problema de salud pública del aborto clandestino, que en otras latitudes fue el principal argumento para modificar legislaciones vigentes (Italia, Francia). Las escasas menciones variaron desde pronosticar que la clandestinidad aumentaría por esta ley restrictiva, hasta quienes daban por resuelto el tema gracias a las ventanas de permisión de la ley.

Es preciso llevar una estadística rigurosa sobre los casos de abortos médicamente inducidos a solicitud de la mujer en cumplimiento de las circunstancias que la ley contempla. Es el único dato cuantitativo que dará substancia al análisis acaso la ley resuelve el tema de los así llamados embarazos problemáticos o vulnerables, o si solo despenaliza oficialmente lo que la lex artis médica practica, no por solicitud de la mujer (decisión autónoma), sino por indicación médica (consentimiento informado), dos asuntos claramente distintos, aunque nada esclarecidos al fragor de las disputas.


 
 
Twitter Facebook Flickr
 

El desafío del nuevo Congreso

Covergencia

 
 
 
¿La municipalidad de Los Andes debería exigir a empresa dueña del sitio eriazo de Maipú con Av. Argentina que coloque guardias de seguridad para evitar robos a locales aledaños?
Si.
No.
No corresponde.
Es un tema entre privados.
Ver resultados
 
 
 
Diario Electrónico Andes Online® | ©2000-2017 Derechos Reservados.
Miembro de EMR™ Chile - Estadísticas de Medios en Internet - Estadísticas Certificadas
Andes Online is Licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 2.0 Chile License
Prensa | Publicidad | Contacto